¡Allahumma! -¡Oh, Señor mío!-  En verdad Te ruego por Tu esplendor más fastuoso, puesto que todo Tu esplendor así es. ¡Allahumma!, Te ruego por Tu Esplendor por entero.
¡Allahumma!. En verdad Te ruego por Tu belleza más primorosa, puesto que toda Tu belleza así es. ¡Allahumma!, Te ruego por Tu belleza por entero.
¡Allahumma!. En verdad Te ruego por Tu majestad más espléndida, puesto que toda Tu majestad así es. ¡Allahumma!, Te ruego por Tu majestad por entero.
¡Allahumma!. En verdad Te ruego por Tu infinitud más inconmensurable, puesto que toda Tu infinitud así es. ¡Allahumma!, Te ruego por Tu infinitud por entero...
اَللّـهُمَّ فَاجْعَلْ نَفْسى مُطْمَئِنَّةً بِقَدَرِكَ راضِيَةً بِقَضآئِكَ مُولَعَةً بِذِكْرِكَ وَدُعآئِكَ
¡Oh, Señor mío! Dispón para mí, un alma sosegada para Tus decretos, complacida con Tus designios, apasionada en Tu recuerdo y en la súplica a Ti,
مُحِبَّةً لِصَفْوَةِ اَوْلِيآئِكَ مَحْبُوبَةً فى اَرْضِكَ وَسَمآئِكَ صابِرَةً عَلى نُزُولِ بَلائِكَ
amante de Tus selectos y puros de amigos, querida en Tu tierra y Tu cielo, paciente ante el advenimiento de Tus adversidades,
شاكِرَةً لِفَواضِلِ نَعْمآئِكَ ذاكِرَةً لِسَوابِغِ آلائِكَ مُشْتاقَةً اِلى فَرْحَةِ لِقآئِكَ
agradecida para con lo mejor de Tus mercedes, recordante de lo abundante de Tus beneficios, anhelante del gozo por Tu encuentro,
مُتَزَوِّدَةً التَّقْوى لِيَوْمِ جَزآئِكَ مُسْتَنَّةً بِسُنَنِ اَوْلِيآئِكَ مُفارِقَةً لاَِخْلاقِ اَعْدائِكَ
aprovisionada con la piedad en el Día de Tu Retribución (por las acciones), consecuente en la tradición de Tus amigos (próximos a Ti, los Imames), separada de la conducta de Tus enemigos,
مَشْغُولَةً عَنِ الدُّنْيا بِحَمْدِكَ وَثَنآئِكَ
ocupada respecto al mundo en Tu alabanza y elogio...
...Y ciertamente que el día de la desbandada es una verdad, y que el levantamiento es una verdad, ciertamente que el puente sobre el infierno (sirat) es una verdad, que la balanza es una verdad, que el Encuentro es verídico, que el recuento de las acciones es verdad, que el paraíso es verdad, que el infierno es una verdad, la promesa de recompensa y la amenaza del castigo es una verdad...

Pages