Los Atributos Divinos (2)- Los Atributos de la Esencia de Dios

Los Atributos Divinos en el Islam (2)- Los Atributos de la Esencia de Dios.jpg

Después de que quedó en claro la división de los Atributos divinos en “positivos” y “negativos”, y en “esenciales” y “de acción”, debemos proceder a estudiar las cuestiones más importantes relacionadas a ello.

Los Atributos de la Esencia de Dios:

A- El conocimiento eterno

B: El amplio poder

C: La vida

D: La voluntad y el albedrío

Los Atributos Divinos (1)- Introducción

Los Atributos Divinos en el Islam (1)- Introducción.jpg

Desde que la Esencia Divina no tiene parangón ni símil, ni se puede suponer un equivalente o semejante a Dios, puesto que Él, Glorificado Sea, es tan Sublime que el hombre no puede conocer su naturaleza, entonces no hay camino para el ser humano a través del cual pueda conocer la realidad de la Esencia Divina, solo que al mismo tiempo puede conocerle, Glorificado Sea, a través de Sus Atributos de ÿamâlîiah y ÿalâlîiah.

...Con “Atributos de la Esencia” se quiere significar aquellos Atributos para cuya representación es suficiente con concebir la sola Esencia Divina y necesariamente se infieren de la misma, como lo son el conocimiento, el poder y la vida, que se infieren a pesar de que no surja de Él ninguna acción en absoluto.

Muhkam (lo Explícito) y Mutashâbih (lo Alegórico) del Corán

Muhkam (lo Explícito) y Mutashâbih (lo Alegórico) de Corán,Ciencia Coránicas.jpg

Los objetivos instructivos del artículo:

1. Las aleyas muhkam (explícitas) y mutashâbih (alegóricas) y el papel que juegan en la exégesis y las Ciencias Coránicas.

2. Las hipótesis presentadas por parte de los expertos del Corán para determinar los casos de las aleyas muhkam y mutashâbih.

3. La filosofía de la existencia de aleyas alegóricas en el Corán.

4. Ejemplos de las aleyas alegóricas.

5. La interpretación (ta’wîl) en el Corán y la posibilidad o imposibilidad de conocerla.

La Interpretación del Sura At-Takâzur (La Concupiscencia) - Nº 102 del Sagrado Corán

Interpretación Sura At-Takâzur (La Concupiscencia) - Nº 102 del Corán.jpg

En el nombre de dios, compasivo, Misericordiosísimo

1. La concupiscencia y la rivalidad os distraerán

2. Hasta que visitéis los sepulcros

3. ¡quia! ¡pronto lo sabréis!

4. ¡una vez más! ¡quia! ¡pronto lo sabréis!

5. ¡quia! ¡si lo supieseis a ciencia cierta!

(si conocierais, con certidumbre, la otra vida)

6. ¡ciertamente, entonces, veriais la hoguera!

(tendríais conocimiento de ella)

7. Luego la veriais, indudablemente (entraríais en ella)

8. ¡entonces, seriais interrogados en ese dia acerca de las mercedes divinas!

El disimulo, práctica de ocultar la creencia propia bajo coacción (taqiyyah), según la teología islámica

El disimulo, práctica de ocultar la creencia propia bajo coacción (taqiyyah).jpg

...Estas tres aleyas claramente señalan la permisibilidad para ocultar la ideología y opinión cuando se está en peligro. Aquellos que viven en países donde hay una nula tolerancia hacia los seguidores de Ahlul Bayt, en donde la democracia no tiene presencia y sufren bajo la tiranía y opresión, donde se violan los derechos humanos desenfrenadamente y la gente es objeto de persecución, tortura y asesinatos por sus creencias, deberían, de acuerdo a las enseñanzas coránicas practicar la Taqiyyah para proteger sus vidas, riqueza, propiedades, familiares y amigos. La Taqiyyah debe ser practicada solo cuando se teme estar en peligro o perjuicio. La Sura 16:106 aclara este punto, ya que fue revelada para permitir que algunos de los compañeros del Profeta en Meca fingieran ser incrédulos verbalmente y ocultaran la verdadera fe en sus corazones cuando eran torturados por Abu Sufyan.

La Unión de las dos oraciones y Salutación al Profeta - (diferencias en la práctica de Salat entre las escuelas shia y sunna)

La Unión de las dos oraciones y Salutación al Profeta, shia y sunna.jpg

Todos los musulmanes coinciden en que hay cinco oraciones obligatorias a lo largo del día y la noche. También coinciden en que esas cinco oraciones diarias tienen unas horas especificas en las cuales deben ser realizadas y que la unión de las oraciones es por lo menos algunas veces permisibles (diciendo la oración del zuhr (mediodía), inmediatamente seguida por la oración del ‘asr (tarde) o diciendo la oración del maghrib (posterior a la puesta del sol), inmediatamente seguida por la oración del ‘isha (noche). Las escuelas de pensamiento Maliki, Shafi´i y Hanbali coinciden en que la unión de las oraciones mientras se está viajando es permitida, pero no admiten la unión de las oraciones por otras razones. La escuela de pensamiento Hanafi permite la unión de las oraciones solo en el día de ‘Arafat. Mientras que la escuela Shi’a, permite la unión de las oraciones en todos los casos-- mientras se viaja o no, o por alguna otra razón, durante guerra o paz, llueva o no, etcétera...

¿Qué significa “Dios es la luz de los cielos y de la tierra? ¿Es Él una luz física?

En el Islam, Dios es la luz de los cielos y de la tierra.jpg

Luz, por definición es aquello que está esencialmente manifiesto y hace que otras cosas se manifiesten y sean visibles también; es evidente y hace que otras cosas también lo sean; es aparente y hace que otras cosas sean aparentes. Esta definición se aplica tanto a la luz sensorial--como la luz del sol, las estrellas y la de una lámpara—y a la luz suprasensorial—como al conocimiento y la fe. Por supuesto, lo que viene a la mente al escuchar la palabra “luz” en principio es una luz sensorial. Pero al analizar la definición de luz (aquello que está esencialmente manifiesto y hace que otras cosas se manifiesten) uno ve que se puede aplicar la palabra “luz” a los asuntos espirituales, porque estos iluminan al espíritu, al ser interior y éste uso también se encuentra en el Sagrado Corán, donde, habla de la fe como una luz que se le ha concedido al creyente. Además, también los místicos utilizan la palabra luz para referirse al “amor”.

El Azan (adan) y el cruce de manos en la oración- (diferencias en la práctica de Salat entre las escuelas shia y sunna)

El Azan y Cruce de manos en la oración, salat entre shia y sunna.jpg

El Mensajero de Al.lah dijo: “Realicen sus oraciones así como ven que yo las realizo.” por lo tanto, el cruce de manos invalida las oraciones para la escuela de pensamiento Imamiyyah (aquellos que creen en los doce Imames que sucedieron al Profeta tal como lo designó Dios), ya que esto es considerado como una costumbre de los magos (Mayus) Sin embargo, en la escuela Hanafi y Shafi´i, es recomendable cruzar las manos. Pero, las dos escuelas difieren un poco en la postura de las manos; la escuela Shafi´i dice que hay que cruzar la mano derecha sobre la parte superior de la izquierda sobre el vientre, mientras que la Hanafi dice que hay que mantener las manos debajo del vientre.

La posibilidad de ver a Dios, según las escuelas shia y sunna

La posibilidad de ver a Dios, según las escuelas shia y sunna.jpg

La escuela Shi’a niega absolutamente la posibilidad de ver a Dios, como lo afirman otros. Dios no tiene imagen o cuerpo. Sin embargo, otras escuelas de pensamiento aceptan algunos Hadithes que no solo manifiestan que Al.lah tiene partes físicas; sino que también será visto el Día del Juicio como cualquier ser material. También dicen que Al.lah ocupa un espacio y viaja de un lugar a otro. Las bases de estos argumentos son Hadithes y no el Sagrado Corán.

La opinión de los seguidores de Ahlul Bayt es que ver a Dios es imposible. Este concepto se sustenta con el sagrado Corán y la razón. El sagrado Corán dice claramente: “…la vista no puede percibirle, pero Él percibe toda visión.

Postrarse sobre la tierra (turbah) y salat de Tarawih- (diferencias en la práctica de Salat entre las escuelas shia y sunna)

Postrarse sobre la tierra (turbah), Oraciones de Tarawih, salat shia y sunna.jpg

En la historia del Islam, se pudo ver que la mezquita del Profeta en Medina no tenía nada que cubriera el piso, era de tierra, aunque en ese tiempo existían numerosos tipos de alfombras y cosas similares. Debido a que esta mezquita no tenía alfombra o algo que cubriera el suelo, cuando llovía este se humedecía y convertía en barro; pero sin embargo, los musulmanes se prosternaban sobre el barro y no colocaban ninguna alfombra o mueble sobre el suelo. Hay algunas narraciones como las siguientes:...

Pages